domingo, 12 de marzo de 2017

Efectivo Sí




Defensores de Belgrano 1-Deportivo Español 0
LA SINTESIS:
Estadio: Defensores de Belgrano
Horario: 17 horas
Fecha: 11 de Marzo de 2017
Público: 3000 personas aproximadamente.
Defensores de Belgrano: Mariano Mittelman; Cristian Podestá, Luciano Goux, Martín Iglesias, Iván Nadal; Fernando Enrique, Juan Manuel Sosa, Leonardo Baima, Ezequiel Aguirre; Emiliano Terzagui y Andrés Soriano. DT: Rodolfo Della Picca.
Suplentes: Alejandro Alcayaga, Matías Zacarías, Miguel Escobar, Franco Aragón.
Cambios: 61m Lucas Buono x Andrés Soriano, 70m Sebastián Ereros x Emiliano Terzaghi, 83m Gonzalo García x Ezequiel Aguirre.
Deportivo Español: Cristian Correa; Rodrigo López Alba, Matías Canteros, Lucas Merolla, Leandro Lugarzo; Gabriel Robledo, Maximiliano Sosa, Ernesto Toledo; Pablo López, Diego Barros Suarez y Cristian Amarilla. DT: Eduardo Pizzo.
Suplentes: Diego Gómez, Agustín Laviano, Luis Aviles, Nicolás Ibáñez.
Cambios: 57m Diego Cisterna x Ernesto Toledo, 70m Federico Turienzo x Diego Barros Suarez, 70m Franco Romero x Gabriel Robledo.
Arbitro: Yael Falcon Pérez.
Líneas: Martín Giampaolo y Gustavo Apaza.
Goles: 33m Luciano Goux (DB).
Amonestados: Andrés Soriano, Martín Iglesias, Juan Manuel Sosa (DB); Cristian Amarilla, Leandro Lugarzo (DE).
La Figura: Cristian  Podestá (DB).
Comentario:  
Después de uno de los recesos más largos de la historia (2 meses y 20 días), volvió el fútbol de la B al Bajo. Y al fútbol de este Defensores podríamos compararlo con un espectáculo artístico o emparentarlo con algún actor… Fíjese…
A los que peinan canas les puedo hablar de Federico Luppi y a los que son más jóvenes mencionarles a Ricardo Darín o Guillermo Francella, tres excelentes actores argentinos que tienen la capacidad de hacer llorar o reír según el papel que les toque interpretar. Igual que Defensores.
El primer tiempo Defe lo jugó al ritmo de una comedia. Con un despliegue infernal por los costados. Con una dupla fantástica que hacen Podestá y el Negrito Enrique por la derecha. Le hacen el dos-uno a todo el mundo y el equipo llega. Con centros, por ejemplo a la cabeza de Goux que bajó dos, uno que le quedó atrás a Soriano y otro que casi hace debutar a Terzaghi en la red. Luego, otra vez el ex Banfield  metió un cabezazo bárbaro que hizo lucir a Correa, el buen arquero de Español.
¿Español dijimos? El Gallego sabía que en el Bajo se jugaba una parada brava. Esperó, aguantó y metió algunos estiletazos profundos. Con los tres tipos de buen pie que tiene: el 8 Robledo, el experimentado Pablo López y el morocho Amarilla. Llegaron bien, tocando y casi abren el score sobre los 30.  Pero sobre los 35, fue Goux, el legendario capitán de Defe, que anticipó a todos en el primer palo y puso en ventaja al Dragón. Merecido. Justo. Y así se fue el primer tiempo, entretenido como comedia de Darío Vittori, para nombrar a un hincha histórico del viejo Defe.
Y como si el contrato del libretista se hubiese vencido en el entretiempo. El partido viró como novela venezolana de Telefé. Se acabaron las risas, los momentos agradables y el buen fútbol. De golpe.
Defensores le cedió la pelota y el terreno a Español. Y decimos que se lo cedió y no que la visita se impuso en la lucha y lo ganó. Defe quiso que sea así. Los de Fito Della Picca deberían dictar un master de cómo defenderse sin la pelota y en su propio campo. Sería exitosísimo.
De arranque, Amarilla se perdió el empate. Después, Mittelman (2 partidos atajados, 2 ganados, 0 goles en contra) anduvo a los revolcones por el área. Don Eduardo Pizzo, que no tiene un pelo de tonto, movió el banco y obtuvo sus resultados. Cisterna regó la cancha de fútbol y Turienzo y Franco Romero encendieron la alarma del empate que estuvo a punto de caer. En el Bajo, de un tiempo a otro, de la comedia se pasó al drama. En un porcentaje mínimo por mérito de Español. Y en su gran mayoría por elección propia de este Defe resultadista y efectivo que cuando tiene que jugar lo hace muy bien y cuando decide bajar la persiana da la sensación que es mejor todavía.
Ahora, que hubiese pasado si el Dragón hubiese jugado el segundo tiempo al ritmo del primero. ¿Hubiese hecho más goles? ¿Lo hubiese definido antes? ¿O se lo hubiesen empatado por demasiado ambicioso? Nadie lo sabe.
Más interrogantes. ¿A Español le va a alcanzar jugando segundos tiempos como el de hoy para salvarse? ¿Y si no la mete? ¿Es más que Villa San Carlos y Excursionistas? Mmm…
Lo cierto es que fuimos a ver un partido de fútbol. Y vimos de todo. Comedia. Drama. Y al puntero del campeonato. Por lo menos, hasta que juegue Morón.

Comentario: Marcelo Fernández
Síntesis: Mariano de Luzuriaga

No hay comentarios: